Etapa 3

Camino Portugués 0€ 4147 hits

Descripción

Tu Camino sale de Redondela tras recorrer la plaza de la Alfondiga (a los pocos metros tienes la emblemática Iglesia de Santiago), Rúa do Cruceiro y Rúa da Picota, que te llevan por todo el casco antiguo hasta dejarte al lado de la capilla de Santa María. Atento aquí, deber cruzar la N-550 e internarte de nuevo en el Camino, que sale a tu izquierda. Dejarás atrás un aserradero y un pequeño puente sobre el río Raxeiro para superar la vía del ferrocarril (Km 32,900) ya en Cesantes. El Camino se interna de inmediato en una bella fraga hasta enlazar con la Rúa do Areeiro, de nuevo despliega toda tu atención, aquí deberás cruzar de nuevo la N-550 (Km 33.600), para encontrarte con uno de los puntos problemáticos del trazado. Sencillamente, han puesto una escuela encima del Camino, así que cumple un pequeño rodeo por la carretera del Viso (atento a las flechas) hasta encontrar de nuevo la ruta a la altura de un área recreativa con abundantes mesas de piedra y buena fuente (Km 34,300).

A partir del área recreativa marcharás envuelto por un bosque de pinos y un soberbio entorno paisajístico, con la Ría de Vigo y la Isla de San Simón a tus pies. A la izquierda, en el lugar conocido como "Eido dos Mouros, verás las ruinas de una de las antiguas casas de postas que jalonaban la ruta. Flanqueado por grandes muros, desciendes hacia el lugar conocido como Setefontes donde deberás proseguir (durante 700) metros por la N-550. Ya estás en Arcade, patria de las mejores ostras de Galicia, y donde la arquitectura rural de la Galicia del Sur conjuga como en ninguna otra parte el sabor campesino con el marinero. Por la Rúa y fuente de Lavandeira te vas introduciendo en el casco urbano, cuajado de jardines donde reinan los naranjos, la camelia y el limonero. Sin sentirlo, te encontrarás pronto ante el antiguo e histórico Puente de Sampaio (Km 38,300). Aquí el pueblo gallego derrotó a las huestes del Mariscal Ney en la guerra de la independencia, dando como resultado, entre otros, que todo perro de caza gallego que se precie haya sido bautizado desde entonces con ese nombre: Ney.
Redondela-Pontevedra

Atraviesa el puente y ya te encuentras en el núcleo de Pontesampaio. De inmediato encontrarás una taberna marinera. Aprovecha el momento, no encontrarás más bares hasta Pontevedra (aunque no tendrás problemas respecto al agua, todo el tramo es una auténtica fiesta de fuentes y magnífica agua). Tú Camino sale a cien metros del puente, a la izquierda y en ascenso, siguiendo por la Rúa do Concello y el florido cruceiro de Ballota, continúas hacia otro cruceiro, el de O Souto, para cruzar la carretera del cementerio y admirarte, al poco, ante el bellísimo puente medieval de A Ponte Nova. Aquí da comienzo uno de los tramos más bellos del Camino Portugués, A Vrea Vella da Canicouba, antiquísimo camino frecuentado desde las épocas más remotas y donde podrás percibir las profundas huellas de los carros sobre las viejas losas. Por parajes solitarios, amenizados a menudo por una bien conservada vegetación autóctona, el trazado te llevará hasta donde se ubican los restos (sólo queda la base) del cruceiro de Cacheiro (Km 41,00), situado sobres unas peñas en una vieja e histórica encrucijada que también conduce a los romeros que se dirigen a la romería de Nª Sra. de Amil.

Comienzas aquí una gozosa bajada, siempre rodeado por inmensos pinares, llenos de bruma por las mañanas, hacia los fértiles valles de Alcouce y Boullosa, bordeando las ruinas de otra casa de postas. Poco a poco el paisaje se humaniza, dejarás atrás numerosas fuentes, abrevaderos y un rural donde las viñas son las reinas sin disputa de una naturaleza ubérrima. Al topar una pista de la Diputación Provincial, que sube a La Canicouba, el trazado gira a izquierda, cruza la carretera que lleva a Santa Marta y por Santa Columba de Bértola, en las proximidades de la fábrica "Sales del Sur", se acerca ya a Santa Marta de Ganderón (Km 44.600) siguiendo el valle del Tomeza.. La humilde capilla de Santa Marta te señala el buen Camino para introducirte, a cincuenta metros, en la carretera de San Andrés de Figueirido a Pontevedra, que deberás seguir cruzando los lugares de Pobo , Tomeza (Km 45,300) Ponte Condesa (Km 46) y Ponte Couto (Km 46.900). Ahí atravesarás una nueva carretera, la de Marcón, y poco a poco te vas introduciendo en Pontevedra, la antigua Pons Véteris. Cien metros antes de la estación de ferrocarril, en pleno Camino, verás a la derecha el albergue de peregrinos (ver albergues).

ALGUNAS NOTAS A ESTA ETAPA

  • Al igual que en la etapa portuguesa (y extenderíamos esa recomendación a todos los tramos gallegos), usa botas, encontrarás terreno muy desigual y, con toda seguridad, mucho barro en A Canicouba. El perfil prácticamente llano, excepto la suave subida a la Canicouba.
  • Aunque la parte final de la etapa discurre por carretera, casi toda ella sigue viejos caminos. Particularmente interesantes los núcleos de Arcade y Pontesampaio.
  • Nada de relajarse en Santa Marta de Gandarón, los "canes de palleiro" que allí habitan tienen a gala atacar por la retaguardia a los peregrinos. Se han producido verdaderas levitaciones.
  • Al igual que te recomendamos en Tui, piérdete en Pontevedra, la ciudad de la Virxen Peregrina. Tiene todo el encanto de las viejas ciudades provincianas europeas. Imprescindibles sus viejas plazas - de Teucro, de La Leña, de la Ferraría - y sus antiguas iglesias - Santa María (XIV), Convento de San Francisco (XIII-XIV), Capilla de la Peregrina (XVIII)- .
  • No dejes de ver, en el Convento de San Francisco, el hermoso sepulcro del caballero, trovador y almirante de la mar D. Paio Gomez Chariño. Es el autor de una de las más extraordinarias canciones sobre el Camino de Santiago:


¡ Ai Santiago, padrón probado,
vós me adugades o meu amado!
Cuelga, ten la bondad, sus versos de tu mochila.

Breve resumen

  • Localización: REDONDELA - PONTEVEDRA
  • 0€
  • Tipo: Etapas
  • Ruta: Camino Portugués
  • kilómetros: 17,6 Km